ISM, una historia de éxito para emprendedores

Prensa ISM
19 Jun. 2020

Con la brillante participación de los fundadores de ISM, Jorge Añaños, Tania Alcázar y del Director de Centrum PUCP, Percy Marquina, culminó la primera fase de talleres del Programa Mejorando mi Bodega. Durante la charla, se dio a conocer la historia de Industrias San Miguel, sus inicios y obstáculos.

El dueño de ISM, Jorge Añaños Jerí, narró la historia de cómo Industrias San Miguel comenzó en un pueblo de Ayacucho en 1988, en medio del terrorismo que azotaba el país en esos años. La familia Añaños- Alcázar vio una gran oportunidad de emprendimiento, digno de ejemplo. “Mi padre tenía un fundo en San Miguel en departamento de Ayacucho, mi madre era profesora de una escuela, desde muy pequeños en las vacaciones nos llevaban al fundo en la cual nosotros ayudábamos a mis padres en las labores agrícolas(:..). En la parte de las cosechas en la parte comercial, íbamos al mercado mayoristas y vendíamos los productos, como negociábamos con los mayoristas, desarrollamos el poder de negociación y de ventas, eso nos sirvió mucho para tener y detectar oportunidades(…) después estudié en la Universidad de san Cristóbal de Huamanga al final de la carrera conocí a mi esposa, ella estudio Ingeniería Química. En 1983 nos casamos y por esa época se puso la situación cada vez peor, el terrorismo avanzó y hubo mucho caos, debido a los ataques que había por la zona tuvieron que abandonar el fundo mis padres, y también nosotros buscamos nuevas oportunidades, por eso empezamos como familia una sanguchería en una tienda que nos dio mi padre a media cuadra de la plaza de armas, vendimos unos sándwich gigantes, cosa que era innovador, eso duró un año y vimos que no tenía mucho fututo porque había el toque de queda a las 6 pm y nadie se detenía a tomar un café, este negocio nos sirvió para detectar otra nueva oportunidad, que era la distribución de cerveza, la cual nos fue bien, yo era el vendedor y el distribuidor y mi esposa me ayudaba en la parte administrativa y financiera, para lo cual comprábamos gaseosas de la actual competencia para vender a los bares y restaurantes”. Fue así que comenzó la gran historia.

La fundadora de ISM, Tania Alcázar De Añaños comentó que es importante la participación de los hijos en los negocios de los padres “Darle seguridad a los hijos para que ellos aprendan, hacer que se integren al negocio para que después esto continúe”. Asimismo, contó la situación difícil que tuvieron que pasar para emprender en negocio en medio del terrorismo. “Empezamos a trabajar, tuvimos muchísima aceptación, por la calidad del producto, además es importante resaltar que como habíamos trabajado en la distribución de cerveza, teníamos gran cantidad de envases y sabíamos que la mayoría de la población tenían una caja de cerveza vacías en casa para comprar, lo mejor que podíamos hacer, era tomar las botellas de cervezas parea envasar nuestro productos porque podíamos cambiarlo con las personas que tenían las botellas , lógicamente , vimos que las cerveza no estuvo patentada, ya luego para salir a costa, los cerveceros se daban cuanta que su botella no estaba patentada, hemos trabajado con etiquetas diseñadas por nosotros mismos con ayuda de la familia”, acotó.

Asimismo, el Director de Centrum PUCP, Percy Marquina, preguntó sobre cuáles fueron las situaciones más difíciles que tuvieron que enfrentar durante estos años. A lo que Jorge Añaños, explicó que el terrorismo fue uno de los principales obstáculos “la primera fue en el momento donde nacimos, una crisis social económica, porque en 1988, había devaluación e inflación tremenda, en el 90 hubo un paquetazo, fue un golpe para la economía, ahí supimos comprar un stock grande azúcar, eso nos ayudó a palancar por un tiempo. Otra época critica, fue en el 96 cuando Backus hizo un juicio por el uso de sus botellas de cerveza, a pesar que no estaban patentadas. Esa fue una oportunidad porque cambiamos las botellas de cerveza por unas botellas propias y eso nos ayudó tremendamente en el crecimiento”. agregó Añaños Jerí.

Tania Alcázar Serna, comentó cuando instalaron la Planta de República Dominicana, “allá nos acogimos a una ley de incentivos 2801, cuando ya había invertido todo para lanzar al mercado, la competencia nos cambió las leyes, la hicieron retroactiva y tuvimos un momento de crisis, pero supimos sobrellevarla”. A pesar de esta situación, el desarrollo que conllevaba instalar una empresa en un lugar donde no había ni luz ni agua, conllevó a que los pobladores de la isla se levantaran y apoyaran a la familia Añaños Alcázar, esto permitió la instalación de una de las plantas en un país cuya participación del mercado es del 45 %, logrando consolidarse Kola Real como la bebida nacional.

Finalmente, los fundadores de ISM, dieron algunas recomendaciones a los bodegueros y emprendedores. Para Jorge Añaños, es la búsqueda de oportunidades. “Estar atentos con la mente abierta, a buscar nuevas oportunidades que se les presenten, tal como nosotros hicimos, en la época del terrorismo, buscamos oportunidades, actualmente hay muchos productos que antes la bodega no tenía, pero ahora hay nuevos productos que está demandando nuevos productos, se debe estar pendientes que productos se está demandando, allí se puede detectar las oportunidades” Para Tania Alcázar, es ser perseverante y persistente “Al descubrir las oportunidades para invertir, arriesgarse a poner en práctica en las oportunidades que han visualizado, además seguir un control estricto de los presupuestos cuando son empresas medianas y pequeñas constituidas”.

Post Anterior

Especialistas explican ruta para la digitalización de los negocios

Post Siguiente

Industrias San Miguel capacitó a 17 empresas para reporte de sostenibilidad